Guía básica: Azulejos tipo madera

Publicado por Francisco Horton en

Guía básica: Azulejos tipo madera

Los azulejos imitación madera son ideales tanto en el interior de la vivienda como en el exterior, para patios, jardines y otros rincones al aire libre, con todas las ventajas del gres pero con la imagen de la madera natural.

Los azulejos tipo madera son azulejos que tienen todas las características de las piezas de cerámica, aunque con un diseño que recuerda la madera natural. Una de las ventajas que tienen los azulejos imitación madera es que son un diseño ideal para poder colocarse tanto en espacios interiores como exteriores.

En la búsqueda del piso perfecto, todos los propietarios, tarde o temprano, se ocuparán de la cuestión más importante: Madera o no y si es así, ¿por qué? El hecho es que todo tiene sus ventajas y desventajas. Pero también es un hecho que una alternativa a los materiales de construcción tradicionales no es un signo de calidad de segunda clase.

Guía básica: Azulejos tipo madera

1. Madera: un revestimiento de suelo

Pero antes de entrar en detalles técnicos, es importante mencionar que la tendencia viva actual está claramente inspirada en formas y patrones naturales. En lo que respecta a la madera en particular, se valora especialmente su comodidad y su naturaleza radiante y discreta.

Marcados por matices, nudos y vetas, cuya intensidad depende del tipo de madera, estos revestimientos para suelos crean algo propio ambiente moderno, único y genial.

Para muchas personas, un suelo de madera es uno de los factores decisivos para el bienestar en tu nuevo hogar. Pero con todo el amor por los materiales naturales, ellos también tienen (no solo) una trampa. La mayoría de ellos, especialmente la madera, son muy sensibles a la abrasión y a los puntos de presión de los muebles u objetos pesados. También toleran más mal que la humedad o incluso la humedad.

2. Azulejos: robustos e impermeables

Una posible respuesta a estos problemas, que la experiencia ha demostrado, son las baldosas símil madera ya mencionadas, también en gran formato.

Como recién llegados al mercado, establecen estándares completamente nuevos y ofrecen un buen compromiso con los pisos de madera reales. En primer lugar, se debe enfatizar el material, que ya ha caracterizado el clásico azulejo beige en la cocina de la abuela.

En su mayoría se trata de productos de cerámica, gres fino o loza extremadamente robustos y duraderos, que son muy estables debido a procesos de fabricación especiales. Estas propiedades del azulejo clásico incluyen todo lo que la madera real, tan hermosa y real como es, simplemente no puede hacer: son resistentes a los arañazos, hidrófugos y muy fáciles de cuidar.

Guía básica: Azulejos tipo madera

Los tacones de aguja o una copa de vino tinto no deberían ser un problema aquí. Las manchas también se pueden eliminar rápidamente. En teoría, incluso podrían limpiarse con lejía clorada y conservar su aspecto original.

3. Azulejos con aspecto de madera: la combinación inteligente

Los fabricantes de azulejo tipo madera aprovechan estos prácticos lados del gres porcelánico y le dan un aspecto engañosamente real. Esto crea una mezcla del aspecto codiciado de la madera real y las muchas ventajas de una loseta ordinaria. Esta combinación no es solo algo para mirar, simplemente crea menos preocupaciones y temores de que algo pueda resultar dañado.